VENCE Y ROMPE SUS CADENAS
¿ TE GUSTARÍA ENCONTRAR UNA SALIDA?

ANSIEDAD DEPRESIÓN Y ANGUSTIA

Vaya al Contenido
Angustia > Miedo-Fobias
OBSESIONES - PÁNICO - RECUERDOS

Obsesiones, pánico y miedo, Toda acción comienza por un Pensamiento.  ¡Cuida tus pensamientos, son el principio de todos tus temores! Según la clasificación  de la psiquiátrica acerca de las diferentes enfermedades mentales, DSM IV, los trastornos de ansiedad se clasifican en:

PÁNICO:
Las denominadas crisis de pánico son episodios desbordantes de ansiedad en oue la persona deja de actuar paralizada por el miedo. No hay estímulo aparente que lo justifique, al menos en la realidad, porque ella cree que pude desvanecerse y sufrir un infarto o cualquier otra situación de pérdida de control. Los pensamientos se suceden rápidamente invadiendo todo criterio lógico y racional. El sujeto sufridor de pánico teme cualquier acción y ningún lugar es seguro porque es su pensamiento el que le desborda, le descontrola. Los pensamientos que se suceden para desequilibrarlo siguen unos mismos esquemas:
LuzOnLine aprende a vencer
Controla pensamientos
  1. Trastorno de angustia sin agorafobia
  2. Trastorno de angustia con agorafobia
  3. Agorafobia sin historia de trastorno de angustia
  4. Fobia específica
  5. Fobia social
  6. Trastorno obsesivo-compulsivo
  7. Trastorno por estrés post-traumático
  8. Trastorno por estrés agudo
  9. Trastorno de ansiedad generalizada
  10. Trastorno de ansiedad debido a…Trastorno de ansiedad no especificado.
COMBATE LAS OBSESIONES
Vence la ansiedad y rompe sus cadenas
  • Parecen taquigrafiados
  • Son repetitivos
  • Son específicos
  • Contienen palabras clave
  • Son irracionales, a pesar de lo cual casi siempre son creídos
  • Suelen ser difíciles de detener o desviar.
  • Dramatizan utilizando términos del tipo: "debería de", "y sí…"
  • Se viven como espontáneos.

La persona escucha atentamente esos mensajes que se envía a sí misma, se los cree y asume el descontrol y el miedo que la paralizan queriendo escapar a toda costa de sí misma, es decir de sus pensamientos. Los pensamientos automáticos al ser creídos se asientan con más fuerza en la persona formando parte de su cotidianeidad. Este hecho reduce la socialización en la persona que los sufre, quien limita salidas y contactos por el temor de que se vuelva a producir la crisis. Empieza por evitar aquellos lugares en los que sintió que le invadían esos pensamientos automáticos y poco a poco, con la generalización de sus ataques, se convierte en alguien incapaz de salir de su propia casa.

La solución a esta conducta tan limitativa está en trabajar los pensamientos que provocan esa emoción.  En la vida, a diario, nos encontramos con situaciones que nos provocan pánico. Si los pensamientos automáticos que nos invaden en aquel momento son irracionales y dramáticos tendemos con ello a prolongar la emoción que tan desagradable se presenta, generalizándola en otras situaciones posteriores. El pensamiento genera una emoción que se mantiene si la situación que provocó el pensamiento fue vivida como amenazante.

Imagínate resbalando en plena sala de juntas cuando estás sirviendo un café. Ante el gran resbalón, los jefes se ríen y tú piensas: "Menudo ridículo acabo de hacer, seguro que han pensado que soy una inútil y tonta." La emoción sentida es de vergüenza y en un futuro evitarás servir el café en la sala de juntas. Si además, cada vez que te cruzas con uno de los que presenciaron el "desastre" piensas seguro que aún se ríe de mí, el pánico invadirá diferentes áreas de tu vida, evitando situaciones de tu entorno cotidiano. Cuanta más negatividad e irracionalidad le dieras a tus pensamientos, más agudo sería el pánico. "Lo que piensas" se traduce en tus acciones, por ello es importante que se intente mantener un buen contacto con la realidad a la hora de expresar el lenguaje interior.

Las obsesiones son pensamientos deformantes que se mantienen constantemente en tu mente creando una obsesión continua. La obsesión es un fenómeno que aparece en tu conciencia contra la voluntad del sujeto. Se vive como absurdo, ilógico, ajeno al yo. El fenómeno obsesivo puede ser: una idea, un recuerdo, un temor, un impulso, un acto, puede tener un contenido indiferente para el sujeto pero lo normal es que sea algo vivido como intolerable y desagradable. Debido a ello, el sujeto tiende a esarrollar unas conductas defensivas y rituales para vencer la obsesión, es lo que denominamos "compulsión". Los obsesivos con personas con tendencia a la
pulcritud y al orden, son perfeccionistas que exigen mucho de los que forman su entorno.

Pánico y obsesión corresponden a luchas internas de la persona que se siente continuamente amenazada por sí misma y sus pensamientos. La primera acumula una gran dosis de ansiedad paralizando toda reacción. La segunda, más rígida y controladora, manifiesta rituales para eliminar la obsesión que no puede evitar. Los dos sufren pero la clave para vencer ambos está en la detección de los pensamientos distorsionantes.
Aún Jesús se “atrevió” a decir algo asi como que “hasta el último cabello de nuestra cabeza esta contado. (Mateo 10:30). No hay nada pues que se le "pase" por alto alo único Dios omnipotente y Todopoderoso. Y todo esto a pesar de nuestras preocupaciones.Tan simple como lo que escribimos: hemos humillado nuestro corazón delante de Dios, pidiendo ayuda para que El rompa las cadenas que nos ataba a la Ansiedad, con todo su equipaje. Así de simple.  En la soledad de nuestra habitación, hemos entregado nuestras vidas a Cristo Jesús, el cual rompió nuestras cadenas y nos hizo libres de todos los temores

Buscar la paz de Dios y pedir perdón por nuestros pecados (acciones que violan el derecho y el bienestar de nuestro projimo, y que son la causa de que nuestra conciencia nos haga sentirnos culpables y responsables de nuestras obras), es una terapia d como decimos INFALIBLE y tán sencilla que Sorprende cuando acudimos a nuestro Creador para buscar esa Pazque la vida nos ha quitado.

Es un tratamiento inédito e infalible, mediante el cual, se logra superar rápidamente las secuelas de emociones negativas causadas por experiencias traumáticas o dolorosas; como rencor, resentimiento, rabia, dolor, angustia, miedo, fobias, inseguridad, culpa, vergüenza, impotencia, humillación, soledad, tristeza, etc.
Si sentimos Culpa, Rabia, Venganza, miedo y angustia,es una señal de que algo no funciona como debe , y casi siempre son consecuencias de nuestro propio caminar en la vida y acciones causadas consciente o inconsciente, pero en todo caso somos responsables de nuestros actos. Esto nos indica el camino más efectivo a seguir.

Podemos luchar contra sus efectos y cadenas en nuestras vidas con nuestros propios mediios, tomar medicamentos que nos hacen olvidar y nos tranquilizan mientras duren sus efectos, o podemos Reconciliarnos con nuestro Creador, pidiendo perdón y la paz que todo ser humano necesita para disfrutar dela vida.

Te invitamos a considerar las opciones y su efectividad. Solo Dios tiene la medicina que nuestra alma necesita. El No te fallará. Dios es Amor y te Ama seas quien seas y El no te hará reproches. Te ayuda a mejorar y a superar tus defectos en la Vida.Acercate y pídele su Ayuuda.

Son miles de millones las personas que dierón, y que seguimos dando testimonio de haber encontrado en Cristo Jesús la paz que sobrepasa todo entendimiento, esa Paz que todos buscamos desesperadamente cuando no la tenemos.

El dijo a los que a El venían a buscar ayuda:
"Mi Paz os doy, Mi paz os dejo".   (Juan 14:27)  ¿No es esto lo que una persona angustiada y con ansiedad esta buscando, la Paz para su alma?

Regreso al contenido